Inicio  |  Mapa Web  |                                                                                                                              |  Partidas  |  Estudios  |  Contacto  |

El reinado del Rey... Ardid

Rey Ardid vs Jaime Casas, Campeonato de España 1933

( Autor : Javier Cordero Fernández - © Ajedrez de ataque )

            Los aspirantes al título de Rey Ardid fueron cambiando en cada reto, aunque ninguno de ellos pudo alcanzar el nivel del campeón de España (salvo el último de ellos, José Sanz). Rey Ardid era un jugador que cuidaba con mimo su preparación teórica, era un gran dominador del ajedrez posicional y un excepcional finalista, además de haber demostrado una gran fuerza cuando la táctica entraba en juego. La realidad es que ninguno de sus rivales era tan completo.

            Veamos como se desarrollaron los encuentros en los que Rey Ardid defendió su corona:

Ramón Rey Ardid vs Jaime Casas, Barcelona 1933

             La Federación española decidió dotar de un poco de coherencia al campeonato nacional y creó una especie de ciclo de candidatos que tuvo su punto final en el torneo de Valencia, del que saldría el jugador que retaría a Rey Ardid. Se jugaron dos partidas al día, algo impensable hoy en día, y la sala de juego fue ubicada en la Sala Dorada de la ciudad del Turia. El torneo fue una lucha cerrada entre Juan Manuel Fuentes, que se encontraba en los inicios de su carrera por lo que no contaba entre los favoritos, y el oscense Jaime Casas. Casas venció a Fuentes en la 11ª ronda y logró dar la vuelta a un torneo que hasta ese momento dominaba su rival. Casas aguantó bien la presión y terminó venciendo de forma totalmente merecida: Ver tabla.

             La final no estuvo tan igualada como el Torneo de candidatos y Rey Ardid se mostró muy superior durante todo el encuentro. Su rival intentó jugar con un estilo atacante, pero se encontró con una sólida roca en su camino que fue incapaz de mover o traspasar. Rey Ardid venció por 5-1, demostrando que sería complicado que cediera su cetro de campeón en los años siguientes.

Resultados y partidas en 'Historia del ajedrez español'

Ramón Rey Ardid vs Vicente Almirall, Zaragoza 1935

             La fase de candidatos concluyó con un torneo que se disputó en Madrid y que tenía doble presión para los participantes: el ganador podría retar a Rey Ardid y los 4 primeros clasificados jugarían la Olimpiada de Varsovia. El Real Madrid CF (involucrado en el ajedrez en aquellos tiempos) cedió sus instalaciones para la organización del torneo. Los favoritos, Casas, Fuentes y Sanz, no estuvieron a la altura que se esperaba de ellos y ni siquiera formaron parte de la selección española en la Olimpiada. Hubo gratas sorpresas, como la irrupción de Ángel Ribera, que se quedó cerca de poder disputar el trono a Rey Ardid, o el asturiano Manuel de las Clotas, que finalizó en 3er lugar a pesar de aceptar tablas en las partidas que no finalizaban en el horario requerido y tenían que continuar por la noche. El torneo fue para Vicente Almirall, que se mostró muy sólido en su juego y lideró la competición casi en su totalidad: Ver tabla.

             El Campeonato nacional de 1935 contaba con una bolsa de premios de 2.000 pts, de la cual el 20% se lo embolsaba el campeón vigente sólo por jugar; del 80% restante se repartiría en un 60% para el vencedor y un 40% para el perdedor. Como se ve, en aquella época se solían dar ciertos privilegios al campeón vigente. Como ocurrió en el match con Casas, Rey Ardid se mostró muy superior. A diferencia de Casas, Almirall trató de derrotar al campeón en el terreno posicional, apartado en el que Rey Ardid sobresalía por encima del resto, por lo que no dio la más mínima opción al aspirante, al que no permitió vencer en ninguna partida.

Resultados y partidas en 'Historia del ajedrez español'

Ramón Rey Ardid vs Juan Manuel Fuentes, Madrid 1942

             En la fase de candidatos de 1942, Medina arrasaba, literalmente, en las fases previas. Pero en el torneo final se encontró con un Juan Manuel Fuentes, uno de esos entusiastas del ajedrez que dedicaron toda su vida a este juego, pletórico que logró apartarle del camino hacía el título nacional... hubiese resultado interesante ver un duelo entre el joven Medina, que sería campeón sólo 2 años después, y Rey Ardid, dos nombres ilustres dentro del ajedrez nacional. El torneo fue una lucha cerrada entre Fuentes y Medina, que finalizaron empatados en la clasificación con 8 puntos en 9 partidas: Ver tabla. Fuentes fue el ganador final gracias a su enfrentamiento directo con Medina, al que derrotó en la primera ronda. Medina venció en el resto de partidas, pero no fue suficiente aunque logró alcanzar a su rival tras la derrota de éste ante Casas en la parte final del torneo.

             La final siguió el guión de los enfrentamientos anteriores: Rey Ardid se mostró totalmente inaccesible. Realmente creo que Fuentes puso en más apuros al campeón que sus anteriores rivales, pero su fuerza fue decayendo según fue avanzando el match y los ceros se iban acumulando en su casillero. La derrota en la 5ª partida fue un duro golpe para el aspirante, que se mostró incapaz de superar su bajón moral.

Resultados y partidas en 'Historia del ajedrez español'

Ramón Rey Ardid vs José Sanz, Madrid 1943

             Sanz se impuso en un duro torneo de candidatos, jugado en el Casino de Madrid, dejando en la cuneta al favorito Medina, al niño Pomar, Albareda o Ángel Ribera: Ver tabla. Y fue una gran sorpresa, ya que Sanz sólo logró 0'5 puntos en las 3 primeras rondas. Sin embargo, demostró una gran dureza mental y logró sobreponerse remontando, poco a poco, la desventaja que había acumulado (logró vencer en todas las partidas tras su flojo inicio). El torneo supuso la confirmación de una nueva promesa: Miquel Albareda, que estuvo muy cerca de proclamarse ganador al finalizar empatado con Sanz. No estuvo fino Medina, que luchó con energía, pero sumó tantas derrotas como victorias: 6 (sin tablas).

            Rey Ardid era el gran favorito, pero pronto se demostró que la lucha iba a ser encarnizada y muy diferente a sus anteriores duelos. José Sanz siempre fue un luchador y no iba a poner las cosas fáciles al campeón. Y es que Rey Ardid estaba ante un jugador peculiar, el eterno optimista que siempre creía, a ciencia cierta, que no podía ser derrotado. Sanz también fue un gran estudioso del ajedrez y un luchador inconformista, siendo un rival siempre complicado de vencer.

            Sanz demostró pronto sus cualidades: a pesar de perder la primera partida de forma rápida y contundente, jugó la segunda como si nada hubiese ocurrido. De este modo logró dos victorias consecutivas, dando la vuelta al marcador. El match se convirtió en una lucha sin cuartel llena de alternativas: tras la sexta partida el encuentro estaba empatado tras haber cambiado de líder hasta en tres ocasiones.

            Parecía que el esfuerzo estaba pasando factura al campeón, que no estaba acostumbrado a un ritmo de competición tan exigente. Las crónicas comentan que se apreciaba un evidente y creciente cansancio en Rey Ardid, lo que se dio como clave de alguna de sus derrotas. La lucha fue terrible, la novena partida se aplazó a las dos de la mañana (las partidas comenzaban a las16h) posición que Rey Ardid tenía de cara pero que finalizó en tablas. De este modo se llegó a la última partida con el marcador empatado: máxima emoción y mucha expectación entre el público, que abarrotó la sala de juego. A Rey Ardid le servía un empate para retener su corona, pero nunca entendió la vida de un modo materialista y decidió lanzarse a por la victoria en una trepidante lucha táctica: retener su corona forzando un empate hubiese sido indigno para él... finalmente perdió la partida y su trono.

Resultados y partidas en 'Historia del ajedrez español'

 

 

Tu opinión es importante: Libro de visitas

© Ajedrez de ataque. Todos los derechos reservados